PARÍS

Sí, os hablamos mucho de la ciudad de la luz… ¡nos encanta! Nunca nos cansamos de volver. Además un paseo por la capital francesa siempre, siempre, nos descubre cosas nuevas y esta vez no podía ser de otra manera.

Más allá del precioso Museo d'Orsay, Paula también ha visitado el Palais de Tokyo con una exposición maravillosa: “Futur, ancien, fugitif”.

Y sin querer, su visita coincidió con la celebración de la Fiesta de la Vendimia, una fiesta popular que se celebra en el Sacre Coeur y en la que puedes parar a degustar todo tipo de vinos. Plan perfecto para estrenar la camisa azul oxford de nuestra cápsula Boyfriend en uno de los barrios más pintorescos de la ciudad.

ÁMSTERDAM

Perderse por sus calles y canales en bicicleta. Visitar sus mercados gastronómicos, de flores, de antigüedades… Y cómo no, aprovechar para ver algún museo son algunas de las cosas que no puedes perderte en Ámsterdam, una de las ciudades más creativas de Europa.

En Ámsterdam ir cómoda es una prioridad, y Paula iba, además, monísima con el pantalón crop y la camiseta de algodón de esta temporada.

Su día empezaba con un gran desayuno (nuestra comida del día favorita) en Coffee & Coconuts ¿Lo mejor del lugar? que puedes desayunar a cualquier hora del día. Sí, sí, como lo oyes, puedes comer desayunado.... ¡Qué felicidad! Y después, puedes conocer el barrio y visitar el mercado Albert Cuyp Market: De Pijp.

Paula también ha visitado el Museo Moco y ¡le ha encantado! Si te gusta el arte contemporáneo no dudes en ir y disfrutar de las obras de Bansky y Andy Warhol entre otros.

Y como recomendación obligatoria, nos ha dicho que no puedes irte sin probar la mejor cookie del mundo. LA MEJOR. Es de la pastelería Van Stapele Koekmakerij y solo hay cookies. La curiosidad: que cuando se queda sin ninguna, cierra hasta el día siguiente. Tienes que probarla, es una obligación :)

Para cenar, sin duda, el sitio de moda es Food Hallen.

LONDRES

Volver a Londres siempre es un planazo. Visitar el famoso Big Ben, ver el cambio de guardia en Buckingham Palace o pasear por Hyde Park y observar las ardillas son tópicos que todos conocemos y que no podemos dejar de hacer cuando vamos. Pero si hay algo que en ningún viaje nuestro a Londres falta, es sin duda, visitar Liberty. Reserva mucho tiempo para ello porque no querrás salir y lo que es peor, querrás comprarte todo.

Pero quizás, lo que más nos guste de Londres es su espíritu cosmopolita, disfrutar de otras zonas como Notting Hill, Brick Lane o Shoreditch. Cada uno diferente, cada uno con mil opciones para ver y hacer.

Este último viaje Paula eligió este look para pasear sin parar por sus calles y de todos sus descubrimientos, nos recomienda los siguientes tips:

- Desayunar tortitas en The Breakfast Club. Es algo que hay que hacer, al menos, una vez en la vida.

- Visitar Spitafields Market.

- Tomar el té de las 17:00h en Sketch, en el salón The Gallery. El local es precioso y tomar el té en Inglaterra, ya sabes que es toda una institución.

- Disfrutar de las mejores vistas de Londres desde Prim Rose Hill

- Comer un cupcake en Violet. No sabemos si el mejor del mundo, pero sí el mejor de East London.

- No te pierdas el Brick Lane Market y no puedes dejar de degustar un Bagel en Beigel Bake. Este sí, ¡el mejor que hemos probado nunca!

- Tomar algo a media tarde en Box Park en Shoredicth. ¡Ambientazo asegurado!

- Y para cenar… Si te apetece indio, Dishoom Shoreditch; si prefieres conocer la comida turca, Mangal; o si por el contrario quieres disfrutar de un buen peruano, Andina- Picanteria and Pisco bar es el lugar.